La localidad madrileña de Rivas-Vaciamadrid fue escenario el pasado 11 de septiembre de 2021 de la segunda edición del Trail Natura de Rivas, una prueba que también tuvo que ser cancelada el pasado año debido a la pandemia.

Los que no conocíamos muy bien esta zona, pensábamos quizá que no era el lugar más indicado para la celebración de una carrera de montaña. Sin embargo, aunque no es una zona montañosa, el entorno de Rivas-Vaciamadrid cuenta con pequeños cerros, cortados y numerosos senderos en la zona próxima al río Jarama.

El Trail Natura no es una carrera de alta montaña, pero ofrece, a pequeña escala, todo lo que uno puede encontrarse en un trail: senderos estrechos repletos de vegetación, zona arbolada de pinares o incluso algunas rampas, cortas, pero muy pronunciadas, en las que será complicado salvarlas corriendo.

Aunque nos dijeron que se parecía al Trail del Serrucho en Alalpardo, se asemeja mucho más, sobre todo en su segunda mitad por su perfil de subidas y bajadas, al Trail de Torres de la Alameda, aunque bastante más suave.

Tres distancias con salida en el parque del Cerro del Telégrafo

El Trail Natura, organizado por el Sons Of Running, en colaboración con el Ayuntamiento de Rivas, ofrece tres distancias, de 7 (iniciación), 14 (aventura) y 21 kilómetros (experto) para tratar de acercar el deporte a un público mayor. En su versión larga ofrece hasta tres avituallamientos (uno doble), más el de meta, una buena camiseta técnica, y un precio de inscripción no muy desorbitado (de 12 a 24€).

Para ser su segunda edición la prueba estuvo muy organizada, el recorrido es muy atractivo, y el único lunar fue el caos que se produjo en los primeros kilómetros de la carrera larga. Estos cuatro primeros kilómetros transcurren por el parque del Cerro del Telégrafo (no confundir con el cerro de Cabeza Mediana o cerro Cañal en la Sierra de Guadarrama que alberga el Cross Alpino del Telégrafo), un monte de pinos, poblado de senderos y donde la gente suele pasear, correr o sacar al perro. Al parecer algún gracioso movió o eliminó alguna baliza. Como apenas había voluntarios en este primer tramo y no había ninguna bicicleta que marcara el camino, los primeros corredores tuvieron grandes dificultades para encontrar el itinerario correcto. Algunos tramos acababan en callejones sin salida o en bifurcaciones sin señalización. Para siguientes ediciones, o se consiguen más voluntarios o se eliminan esos tramos de senderos y se sustituyen por los tramos de pistas que hay en el propio Cerro, porque graciosos siempre va a haberlos.

A pesar de este lunar, el Trail Natura es una prueba muy recomendable, sobre todo para la gente que le guste la montaña o quiera iniciarse en este tipo de carreras. Tras la salida, junto al rocódromo del parque Cerro del Telégrafo, en oleadas, cada tres corredores, la carrera discurre en esos cuatro primeros kilómetros por el propio cerro. A veces por tramos de pista, por algún sendero, pero sobre todo por pequeños caminos que se han ido haciendo con el paso de los vecinos y en los que habrá que agacharse muchas veces y esquivar ramas de árboles. Este tramo es un sube y baja constante, con un zigzagueo continuo, en lo que es complicado mantener un ritmo unifome. Alguna de estas pequeñas rampas supera incluso el 20% de desnivel.

Pasados estos cuatro kilómetros tomaremos una pista ancha de tierra en dirección a los cortados de El Piul. Es la zona más propicia de la prueba para coger ritmo y esta sí, la que más se asemeja a buena parte del recorrido del Trail del Serrucho. Más bien llana, y con alguna cuesta no muy pronunciada. Hasta el kilómetro nueve y medio más o menos la prueba transcurre en estas condiciones. Luego el recorrido cambiará la pista por sendero estrecho en dirección al río Jarama. Un descenso por monte bajo, por un sendero estrecho, repleto de vegetación y que se asemeja a los que podemos encontrar en muchas carreras de montaña.

Segunda mitad, con un perfil de sube y baja

Tras el descenso, pasado el kilómetro 10, comienza una segunda parte con un perfil más similar a los primeros kilómetros del Trail de Alameda. Hasta tres subidas y bajadas (km 10, 12 y 14), cada una de ellas con unos 800 metros de pendiente en ascenso y con un desnivel medio que supera el 9%. No son subidas duras, pero ese continuo sube y baja irá castigando las piernas del corredor si sobre todo si tu habita natural es el asfalto.

Tras el kilómetro 16 nos vamos acercando de nuevo al parque del Cerro del Telégrafo, con un perfil más en ascenso, aunque sin grandes dificultades. Allí, sólo restarán tres rampas cortas (entre el kilómetro 18 y el 19 y medio), de entre 100 y 200 metros, con pendientes que oscilan entre el 10% y el 20%, algunas de ellas con escaleras que dificultarán el ascenso.

En definitiva, una propuesta muy interesante, que ojala tenga continuidad en el tiempo, porque ya hay demasiadas careras de asfalto que recorren siempre las mismas calles o lugares de Madrid.

En esta segunda edición, Óscar Lado Fernández (1:38:15), del CT Diablillos de Rivas, se impuso en la distancia larga del Trail Natura. Juan Manuel Ordóñez Sobrino (1:41:47), del Titanes de Chinchón, y Pedro Gómez de las Heras (1:44:59), del APT Trail, completaron el podio masculino. En féminas, Silvia Serafini (1:53:42) se impuso con claridad a María José Yusta Boyo (2:27:51) e Irene García Cejudo (2:30:22), corredoras ambas del Club Atletismo Zancadas. Un total de 96 corredores completaron esta prueba, con sólo tres mujeres en meta.

En la modalidad intermedia de 14 kilómetros, Miguel Ángel Casado Suela (01:06:58) fue el vencedor final, por delante Roberto Ocampo Portela (01:12:08), del Club Atletismo Zancadas, y Álvaro Calzado González (01:13:51) del Running La Gavia. María José Santos Castillo (1:23:49) entró primera en meta por delante de Beatriz Hein (1:27:48) y María José Fernandes de Barros (1:33:20), del Brave Bulls. Un total de 112 participantes cruzaron la meta, entre ellas 21 mujeres.

Finalmente, en la distancia corta del Trail Natura, Oliver Martínez (35:04), del Club Atletismo Zancadas, fue el vencedor de la prueba en un apretado final por delante de Hugo Collado Bernabé (35:04) y Gonzalo Donaire Fernández (35:08). Rosmary Davalos Cuéllar (38:15) se impuso en categoría femenina por delante de Elena Nevado Pérez (41:25) y Alba González Monzón (43:22). Un total de 84 corredores, con 40 mujeres, completaron esta distancia.

Por Amahudi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.