100 Km Pedestres Villa de Madrid 2016: La otra gran carrera de Vallecas

giro

Vallecas, uno de los barrios más populares de Madrid, puede presumir de tener dos grandes carreras. La primera la conocen casi todos, pues la San Silvestre Vallecana, en su versión popular e internacional, se ha convertido en uno de los mayores eventos vinculados al atletismo en España. Desde hace años la San Silvestre Vallecana Popular es una de las carreras que más participantes reúne el último día del año en todo el mundo. La otra prueba es una completa desconocida para el público general. Y es que los 100 Km Pedestres Villa de Madrid es una de las contadas carreras de ultrafondo sobre asfalto que se celebra en España.

Ambas pruebas son la cara y la cruz de una misma moneda. La San Silvestre Vallecana tiene corredores de sobra. Es una de las carreras que más público y ambiente tiene, porque las fechas navideñas ayudan y porque es una de las escasas carreras nocturnas autorizadas en Madrid. Y dinero parece que no pierde gracias a sus millonarios patrocinadores, la venta de derechos y a que cada corredor abona más de 20€ por correr un 10.000, algo impensable en cualquier otra carrera en España. El precio de la inscripción de la San Silvestre Vallecana cada año sigue subiendo y quizá algún día esta gallina de los huevos de oro termine de secarse.

22 valientes en el ultrafondo

En la otra cara de la moneda, los 100 Km Pedestres Villa de Madrid apenas tiene corredores. En esta última edición, celebrada el 30 de octubre, sólo 22 valientes o inconscientes -dirán algunos- completaron las diferentes distancias del ultrafondo. Otros 25 corredores finalizaron la carrera de 10 Km y sólo ocho la de 5 Km. Y es que si la San Silvestre Vallecana sólo tiene una carrera de 10 Km, su vecina del barrio ofrece hasta ocho distancias en un solo día. A las seis carreras de ultrafondo de 50, 60, 70, 80, 90 y 100 Km, se le añaden una prueba de 10 Km y, como novedad este año, la citada carrera de 5 Km.

subida

El puente de noviembre restó algo de participación, pues el año pasado 70 corredores completaron el ultrafondo, aunque también influyó que en 2015 la carrera de 100 Km, celebrada entonces en el mes de marzo, sirvió para conocer a los campeones de España de la distancia (Ludisvindo Romero y Lourdes Chavarri). Entonces la terminaron 27 atletas y este año sólo dos valientes (Javi Lozano Velasco -que narra sus vivencias en esta carrera en el7Set– y Francisco Javier Ayesta).

La ausencia de publicidad de la carrera y la coincidencia con otras tres pruebas de 10 Km en Madrid esa misma mañana (Carrera Distrito de Retiro, Renault Street Run y Madrid También Solidario) sin duda restaron participantes a las distancias cortas. El público, a diferencia de la muchedumbre que presencia la San Silvestre Vallecana, también fue realmente escaso.

Y en cuanto al dinero, los 100 Km Pedestres Villa de Madrid mantiene las inscripciones dentro del precio de mercado (10€ para las distancias cortas y 40€ para el ultrafondo) y a cambio el corredor recibe bastante más que muchas carreras por ese precio.

Rafael García Navas, creador de los 100 Km de Madrid. Foto: Vallecas.com
Rafael García Navas, creador de los 100 Km de Madrid. Foto: Vallecas.com
Un quijote del running popular español

Con tan pocos corredores, no es de extrañar que el impulsor de esta cita madrileña con el ultrafondo haya tenido que convencer a muchos patrocinadores para poder organizar una carrera que el pasado 30 de octubre cumplió 30 ediciones. El responsable de tal gesta, de organizar un evento que en cualquier otra parte dejaría de celebrarse si no diera beneficios, es Rafael García Navas, uno de los pioneros del ultrafondo español, que llegó a ser incluso seleccionador, y que sabe lo que es sufrir para alcanzar una meta.

En estos días que se recuerda a Fred Lebow, fundador del Maratón de New York y convertido en mito del running popular, convendría que en en este país se recordase a algunos quijotes que se calzaron las zapatillas para salir a corer cuando muy pocos lo hacían. En la lista seguro que estarían José Tomás Cano LeonésRamiro MatamorosAntonio Ledesma Muñiz ‘El Tragamillas’, entre muchos otros, y también por supuesto Rafael García Navas.

El creador de los 100 Km Pedestres Villa de Madrid era hasta hace un par de años uno de los pocos corredores que habían participado en todas las ediciones del Maratón de Madrid desde 1978. Abonado y speaker del Rayo, también la voz de eventos deportivos como los campeonatos del mundo de gimnasia rítmica o artística, el europeo de karate o la Copa Federación de tenis, Rafael fue también pregonero en Herencia (Ciudad Real), su lugar de nacimiento, como recordaba hace unos años en una entrevista en el diario Marca.

Eddie Gallen dio el toque internacional a la edición de este año.
Eddie Gallen -en una imagen de archivo- dio el toque internacional a la edición de este año.
Palmarés repleto de campeones mundiales

Rafael fue uno de los primeros que corría por la calles cuando entonces los runners sólo recibían, como cuenta en esa entrevista, insultos por parte de los conductores. En 1987 creó estos 100 Km Pedestres Villa de Madrid, replicando una prueba similar que se celebraba y aún se disputa en Santander, los 100 kilómetros Pedestres de Cantabria. Esta prueba fue creada siete años antes, en 1980, por otra leyenda del running popular y uno de los pioneros del ultrafondo en nuestro país, José Antonio Rojas Soto, quien además tiene el honor de ser uno de los tres primeros españoles en correr el Maratón de Boston allá por el año 1975.

Madrid (11), Santa Cruz de Bezana (10), Santander (8) y Palamós (2) han sido las cuatro únicas ciudades que han acogido el campeonato de España de los 100 Km en ruta, lo que demuestra lo especial que es la carrera que se celebra en Vallecas. El brasileño Valmir Nunes, doble campeón mundial de los 100 Km, el ruso Konstantín Santalov, triple campeón mundial, y el polaco Jaroslaw Janicky, cuatro veces subcampeón del mundo, son algunas de las figuras de la ultradistancia que han decorado el palmarés de estos 100 Km. También lo han hecho los españoles Domingo Catalán, dos veces campeón mundial y seis veces de España, Jorge Aubeso, seis veces consecutivas campeón nacional y subcampeón del mundo en una ocasión, así como Cristina González, cuatro veces campeona de España.

Gallen y Lozano se empacharon de kilómetros una semana antes

En la cita de este año participó el ultrafondista irlandés Eddie Gallen, afincado en Madrid, y capaz de correr 24 horas seguidas y cubrir más de 200 Km en ese tiempo. Inicialmente iba a correr los 100 Km, pero tuvo que pararse a mitad del recorrido, ganando los 50 Km, debido quizá al cansacio acumulado. Una semana antes participó, junto a Javi Lozano, en el Europeo de 24 horas celebrado en Albi (Francia). Gallen fue vigesimoquinto, con 225, 564 Km, mientras que Lozano terminó en la posición 40, completando 207,523 Km. Un total de 94 hombres y 77 mujeres completaon dicha prueba.

Encontrar corredores para una prueba de ultrafondo es complicado, pues afrontar tales distancias requiere una preparación física y, sobre todo mental, al alcance de muy pocos. De ahí, que la organización haya tratado en los últimos años de acercar la cita al corredor popular, introduciendo en su día la posibilidad de hacer la distancia por relevos o incluir una carrera de 10 Km y ahora otra de 5 Km.

estacion

Redes sociales y dos distancias más

Para fomentar la participación, además de promocionarla un poco en las redes sociales, pues resulta complicado encontrar información de esta prueba entre la amplia oferta de carreras que cada fin de semana se celebran en la Comunidad de Madrid, quizá se podría incluir dos distancias más. Por un lado, una carrera de 20 Km vendría muy bien para aquellos que afrontan una media maratón o como entrenamiento de calidad para preparar un maratón. Precisamente para preparar esta última distancia, no estaría mal incluir otra carrera de 30 Km. Ambas distancias en Madrid, en estas fechas, son escasas y podrían tener interés para aquellos que empiezan a preparar su calendario de medias para los próximos meses (Villaverde, Getafe, Latina, Fuencarral-El Pardo, Alcalá de Henares, Aranjuez, Collado Villaba, Madrid, etc.) o preparan maratones como los de Valencia (en noviembre) y Sevilla (en febrero), dos pruebas con una amplia representación de madrileños.

La inclusión en esta edición de una carrera de 5 Km cambió el habitual trazado de una prueba que contaba con un circuito de 10 km entre los barrios de Vallecas y Moratalaz. El recorrido de esta edición salía a los pies del estadio del Rayo Vallecano y, un par de rectas después, se plantaba junto a la estación de cercanías de El Pozo para regresar al coliseo vallecano y completar un circuito de 5 Km. Un recorrido corto, poco vistoso, y que quizá se hizo pesado para los ultrafondistas que tuvieron que completar 10, 12, 14, 16, 18 y 20 vueltas.

bajada

Circuito repleto de toboganes

Las pruebas de ultrafondo arrancaron a las 7:30, mientras que las de 5 y 10 Km lo hicieron dos horas y media después, a las 10:00. Con tan pocos corredores, la recogida de dorsales y aparcar por la zona fue realmente sencillo. El trazado de la prueba sale de la calle Payaso Fofó y recorre escasos metros por esta calle en dirección a la Avenida de la Albufera -la cuesta que se atraganta a muchos en la San Silvestre Vallecana-. Tras un giro de 180º, seguimos Payaso Fofó en dirección contraria. A unos 200 metros del inicio, nos encontramos con el primer repecho del circuito, casi 400 metros de subida y una pendiente media del 5%. Y es que no se trata de una carrera llana, pues cuenta con varias cuestas, aunque también tiene bajadas para recuperar fuerzas.

El primero de estos tramos lo encontramos al finalizar la calle Payaso Fofó, cuando coronado este primer repecho, la calle Candilejas nos recibe con una suave bajada de casi un kilómetro. Los habituales de la San Silvestre Popular conocerán esta calle, pues en ella se sitúa la meta y los camiones del guardarropa.

La bajada concluye en la calle del Puerto de Balbarán, que discurre paralela a las vías del tren que separan Vallecas del barrio de Entrevías. En esta calle, y tras unos ligeros metros de llano, afrontamos una suave subida de otros 400 metros con una pendiente media que roza el 2% que nos llevará al kilómetro 2. El perfil se suaviza, se allana, y tras dejar a nuestra derecha la estación de El Pozo, llegaremos al extremo del circuito, pasado el kilómetro 2,5, para deshacer el camino de regreso al estadio del Rayo Vallecano.

La subida más exigente

Lo que era antes subida se transforma en bajada y los descensos se convierten en cuestas. Así, tras la suave bajada de la calle Puerto de Balbarán, que nos devolverá a los pies de la calle Candilejas, nos encontramos con la subida más complicada de este trazado. Casi un kilómetro de cuesta con un desnivel del 3,3%, aunque con unos metros de llano a la altura de la glorieta de la que sale la avenida Pabo Neruda. Hasta esta rotonda el primer tramo tiene un desnivel por encima del 3% repartidos en 400 metros y tras la glorieta se sitúa un segundo tramo de subida algo más largo (unos 500 metros) y con una pendiente algo mayor (3,5%). Coronado este pequeño tourmalet, llega una bajada de casi 400 metros para recuperar fuerzas. Sólo resta un último repecho de unos 100 metros con un 5,5% que nos llevará a la meta, para seguir dando vueltas en función de la distancia que queramos afrontar. El recorrido no estaba homologado y al final medía casi 500 metros más (carrera de 10 Km).

meta

Buena relación calidad precio

En resumen, una prueba modesta, que no tiene un recorrido atractivo, pero que cuenta con varios puntos a su favor en relación con otras carreras similares de 10 Km que se disputan en la capital. Buen avituallamiento final -que aprovecha el de las pruebas de ultrafondo-, bolsa del corredor con bebida, barrita y agua, camiseta técnica conmemorativa y dorsal que puedes recoger el mismo día de la prueba.

A ello hay que añadir las facilidades para llegar por transporte público y aparcar si vienes en coche, las duchas (un lujo para una carrera en Madrid, ubicadas en el Centro Deportivo Municipal Puente de Vallecas) y dos fisioretapeutas que te atienden si necesidad de hacer colas. Cuenta igualmente con un recorrido bien señalizado y seguro gracias a la excelente labor de los voluntarios y de la policía municipal, que incluso animaba y ofrecía agua a algunos corredores.

Pero sobre todo, la prueba destaca por el afable trato de cada miembro de la organización hacia el corredor, algo que en las carreras multitudinarias muchos corredores echamos de menos. Y si encima te encuentras que los ultrafondistas son los que más te animan cuando te cruzas con ellos en el recorrido te quedas sin palabras. Una carrera de corredores para corredores que si eres madrileño y te gusta este deporte algún día tendrás que probar al menos sus 10 Km.

cartelFicha técnica
XXX 100 Km Pedestres Villa de Madrid
Fecha: 30 de octubre de 2016
Lugar: Vallecas (Madrid)
Distancias: 5,10,50,60,70,80,90 y 100 Km
Hora: 07:30/10:00
Precio: 10/40€
Ganadores: Masculino: Javi Lozano Velasco (8:59:28, 100 Km); José Joaquín Íñiguez (10:05:09, 80 Km); Daniel Redondo Muñoz (8:45:20, 70 Km); Jaime Sánchez Cruz (5:18:33, 60 Km); Eddie Gallen (4:09:39, 50 Km); Raúl Templado Millán (42:47,10 Km); Francisco Javier Fernández Arcis (24:15, 5 Km). Femenina: Anna Riera Pla (5:36:42, 60 Km); Ángel González Cano (5:03:59, 50 Km); July Correas Soberino (47:21, 10 Km); Carolina Encinas Gómez (30:54, 5 Km)
Clasificación completa: Mylaps

2 pensamientos sobre “100 Km Pedestres Villa de Madrid 2016: La otra gran carrera de Vallecas

  1. Yo aproveché esta carrera para correr por primera vez una de 10 kms y se me hizo muy dura. Sin embargo, desde el principio llevé el ritmo con otra corredora, Ana, que había venido desde Bizkaia a ver a su hija que estudia en Madrid y su marido corría los 70 kms; para hacer tiempo ella se apuntó a los 5 kms. Cuando terminamos juntas los primeros 5kms, le dije que yo me retiraba, que era muy dura para mí, pero Ana me dijo que me acompañaba hasta donde ella pudiera y así me acompañó casi otros 4 kms. Si no hubiera sido por ella, creo que me hubiese rendido. Aprovecho para saludarla y volver a darle las gracias, ¡cuánta buena gente te encuentras corriendo!

  2. No me imaginé que fuera dura. Venía de una lesión de cuatro meses y afrontaba mi primera carrera después de la lesión, pero al final gané en la distancia de 5 km. La organización muy buena en un excelente día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.